6 de julio de 2010

Volviste



Volviste. Y todo cambio otra vez. Un cataclismo sucedio en mi cabeza.

Todo es tan injusto e insignificante. Te amé hasta la locura, hasta casi dejarme morir por que no estabas. Y me culpas a mi.

Pero tus palabras son tan ciertas, tan abrumadoramente acertadas. Me hundí en una soledad que no puedo controlar. Tu tan sabio, despues haber sufrido tanto, que no pediste escuchar mis palabras, arreglar todo. Para que ambos pudiesemos seguir cada quien por su lado felices.

Ya no te amo, pero duele que tu verdad sea la equivocada.
-Amante cautivo-

1 Murmullos:

Angel Cabrera dijo...

En el amor he descubierto algo (eso creo). Y es que más se disfruta, más te llena... cuanto menos lo necesitas, menos lo ansías.

Estar por estar y apreciar el estar. Sin más.

Es una hermosa despedida, una bonita manera de pasar página.